Adam Pearce se las ingenió para zafar contractualmente de Roman Reigns, poniendo nuevamente a Kevin Owens en la órbita del Universal Championship en Royal Rumble. Además, Bayley estrenó un nuevo segmento y pudimos ver resultados positivos en las carreras individuales de Shinsuke Nakamura y Cesaro. Episodio transmitido desde el Tropicana Field en St. Petersburg, FL.

A modo de introducción, se muestra un resumen de la semana pasada con los sucesos que dejaron al WWE Official Adam Pearce como retador al Universal Championship de Roman Reigns en Royal Rumble.

Ver también: Resultados WWE SmackDown – 8 de enero de 2021.

Luego, se muestra a Roman Reigns estudiando el contrato que firmará para dicha lucha, con un rostro algo disgustado. Paul Heyman le aclara que los contratos son genéricos y que a él tampoco le pareció el escrito, por lo que propone una estipulación especial para buscar un escarmiento en Adam Pearce. Heyman pide la carpeta para llevársela a Pearce y Roman le asegura que lo considera “asunto resuelto”.

Comenzaremos con un combate pactado desde la previa. Jey Uso se presenta e introduce SmackDown como “The Bloodline Show”, que él y Roman controlan todo y advierte a Adam Pearce que después de Royal Rumble, va a querer volver a ponerse su traje de autoridad. Jey repite el concepto de proveedor de su primo y que todos deberían estar orgullosos de él, anuncia su participación en la Men’s Royal Rumble Match, avisando que la ganará e irá por el WWE Championship de Drew McIntyre o de Goldberg, porque él y su primo “son WWE”.

WWE Photo

Para finalizar, Jey se refiere a su rival Shinsuke Nakamura, de quien describe su participación en la Gauntlet Match de la semana pasada y lo emplaza a que les agradezcan a él y a Roman “por dejarlo sobrevivir”. Nakamura ingresa, como face y usando su antiguo tema de entrada “The Rising Sun”, y responde a Jey asegurando que si Roman es The Big Dog, él vendría siendo su Little Puppet, antes de sacarlo del ring de una patada.

Shinsuke Nakamura vs. Jey Uso. Con su clásico estilo de patadas, la lucha estaba siendo toda para el japonés cuando sorpresivamente aparece Cesaro, quien se unió a la mesa de comentarios. Después, los niveles fueron más parejos, con varios nearfalls y bloqueos de sus movidas finales. Jey intentó un pin con los pies en las cuerdas, el árbitro se percató, y Nakamura aprovechó que Jey reclamaba para conectar su Kinshasa y ganar por cuenta de tres. Cesaro sube a celebrar con su compañero.

Bayley hará estreno de un segmento propio: “Ding Dong, Hello!”. Su primera invitada será su actual rival, Bianca Belair.

Backstage: Adam Pearce conversa con su asistente Sonya Deville, quien confía en que derrotará a Roman Reigns, cuando Paul Heyman le hace llegar el contrato, afirmándole que tiene una oportunidad única en su carrera. Sobre la estipulación, Heyman subraya que las condiciones están favoreciendo a Pearce y sugiere un No-Disqualification Match. Pearce dice que eso equivale a que saldrá lesionado, pero de todas formas firma el contrato y emplaza a Heyman a que Roman Reigns haga lo mismo.

Por otro lado, Jey Uso sigue reclamándole al árbitro Charles Robinson y éste le insiste que estaba haciendo trampa. Sin embargo, Jey amenaza al referee con la influencia del Tribal Chief y que podría perder su trabajo.

Se recapitula la lucha del show anterior donde Dolph Ziggler & Robert Roode se convirtieron en los nuevos SmackDown Tag Team Champions al derrotar a The Street Profits. En backstage, Kayla Braxton entrevista a los ex-campeones y les pregunta si fue sensato haber puesto los cinturones en juego una semana después del brutal ataque de Ziggler & Roode, pero los Profits dicen que no tienen miedo y que sus extensos reinados no permitían esconderse ni se suscribían al legado que ellos querían construir. Angelo Dawkins dice que lo que le hicieron a Montez Ford no se volverá a repetir y que volverán para “ver caer cuerpos”.

Roman Reigns conversa con Apollo Crews, cuando llega Paul Heyman con el contrato firmado por Adam Pearce. Roman le pide a Apollo que se quede para que aprenda de ellos y dice que no competirá en un No-Disqualification Match, porque prefiere hacerlo en un Last Man Standing Match. Heyman no cree que a Pearce le agrade este cambio de planes y Roman se muestra confiado porque su consultor hará que Pearce acepte. “Lo considero asunto solucionado”, le reitera Roman a Heyman.


Randy Orton se referirá al incendiario ataque recibido de Alexa Bliss, quien se medirá en el ring con Asuka. Esto y más, este lunes 18 en RAW.

Ver también: Resultados WWE RAW – 11 de enero de 2021.


Liv Morgan (c/Ruby Riott & Billie Kay) vs. Natalya (c/Tamina). La lucha estaba centrada en la presencia de Billie, quien con su desagradable voz y su torpeza fue determinante en la acción, principalmente basada en los contraataques de Liv. Luego de instar a Ruby a que ayudara a su amiga, Tamina la emplazó y Billie se asustó, ingresando al ring, y provocando la distracción de Liv. Nattie aprovechó y se la llevó con un Roll-Up para obtener la victoria por cuenta de tres.

Rey Mysterio (c/Dominik Mysterio) vs. King Corbin. Otra de las luchas anticipadas de la previa, surgida por el ataque de Corbin al enmascarado y su hijo. Como suele pasar en sus luchas, Corbin se mostró confiado e incluso empujando a Dominik, quien comentaba desde la mesa y centraba sus ataques a Rey para provocar al hijo. Dominik estalla y se va contra Corbin, Rey contiene a su hijo y recibe de Corbin un empujón que hace que Rey se lleve puesto a Dominik. End Of Days, cuenta de tres y Corbin se lleva la victoria, ante el lamento de Rey y lo impulsivo de Dominik.

Se confirma para esta noche un interesante duelo entre Daniel Bryan y Cesaro. En backstage, Paul Heyman le informa a Adam Pearce sobre el cambio de estipulación que indicó Roman Reigns, comentándole que puede tomarse su tiempo para firmar, recordándole que tiene una oportunidad única y que si tiene cualquier inquetud, puede resolverla con el Universal Champion cara a cara en el ring.

Volviendo con los Mysterio, Dominik le hace saber a su padre que piensa que “retrocedió” con King Corbin, pese a que tiene una carrera donde ha enfrentado a gigantes. Rey le comenta que no fue así, sino que retenerlo fue una acción más bien inteligente, pero Dominik sigue mostrándose incrédulo. Al ver así a su hijo, Rey le plantea que si quiere ajustar cuentas con Corbin, él conoce al hombre indicado.

A continuación, Bayley presenta su segmento “Ding Dong, Hello!”, cuya puesta en escena es similar a una mezcla entre talkshow y sitcom, con una puerta en la que hay que “tocar y entrar” al set, un cuadro decorativo con los 380 días de Bayley como SmackDown Women’s Champion, un cómodo sillón para la anfitriona y un simple piso para la invitada. Bayley da la bienvenida a su espacio, el que asegura que es mejor que Wandavision y presenta a su primera invitada, Bianca Belair.

WWE Photo

Bianca no entendió la dinámica del espacio y Bayley le explica que primero tiene que “tocar el timbre de la puerta”, pero la invitada toma asiento en el sillón de Bayley, aduciendo que está más cómoda. Bayley felicita a Bianca por el “WWE Chronicle” dedicado a ella y dice que va a mostrar un fragmento, pero en realidad es la victoria de ella frente a The EST el pasado 18 de diciembre, le pregunta por qué ese apodo y por qué hace alusiones a triunfos que fueron antes de llegar a WWE, considerando eso como una falta de respeto a la Women’s Division. Bianca cree que Bayley está incómoda con la confianza que ella proyecta, Bayley le enrostra el triunfo citado y Bianca la desafía a un nuevo combate, pero Bayley tiene otra idea: reta a Bianca a una competencia de obstáculos, de la que la joven es experta. Bianca acepta, ríe y baila confiada, tanto que se le cae un arete que la misma Bayley le recoge.

Nos muestran un segmento pregrabado con Chad Gable aplicando su Alpha Training Academy con Otis y Daniel Bryan. Kayla Braxton entrevista a Bryan, quien dice que el entrenamiento mejora su confianza de cara a la Men’s Royal Rumble Match y aclara que por ningún motivo la derrota ante Shinsuke Nakamura lo minimiza, sino que reconoce su calidad y que por eso le dio la mano tras la lucha. Cesaro se acerca y le advierte a Bryan que no hable de su compañero y sostiene que él le dio la mano a Bryan por lástima. El suizo se burla de los métodos de entrenamiento con Gable y todo termina en un reto mano a mano.

Daniel Bryan vs. Cesaro. Lucha muy centrada en las llaves de rendición, complementándolo con los strikes de Bryan y la fuerza de Cesaro, además de rápidas transiciones. Sobre el final, Bryan se iba con la Running Knee y el suizo se adelanta con su Neutralizer, la que finalmente le da una importante victoria.

Backstage: Kayla Braxton entrevista a Carmella (c/Reginald), quien reitera que Sasha Banks no la puede tocar, que es superior a ella y se pregunta dónde está la SmackDown Women’s Champion, que no la ve desde hace varias semanas. Justamente, Sasha aparece y la ataca, pero Reginald se interpone y ante eso, Sasha propone que Carmella tendrá su revancha titular, tan pronto como tenga al sommelier mano a mano con ella.

Apollo Crews hace su ingreso al ring, mientras se recuerdan los consejos que recibía de Paul Heyman en “Talking Smack”. Su rival, Sami Zayn, aparece con sus camarógrafos personales.

Apollo Crews vs. Sami Zayn. Big E presencia la lucha en un cómodo sofá puesto a un costado de la mesa de comentarios, acompañado de un frigobar. La lucha tuvo a ambos dominando algunos tramos antes de que Sami quisiera llevársela tomando la truza. La referee lo advirtió, pero no pasó lo mismo con Apollo, quien sí se llevó la victoria de esa forma. Al bajar del ring, Apollo se trenza en discusión con Big E en torno al Intercontinental Championship, donde Apollo muestra su cambio de actitud arrebatándole el cinturón de las manos del campeón y avisándole que pronto irá por él.

A propósito, Apollo Crews tendrá una nueva oportunidad por el Intercontinental Championship cuando la próxima semana vuelva a enfrentar a Big E.

Además, Bayley y Bianca Belair, tal como se desafiaron en “Ding Ding, Hello!”, tendrán una competencia de obstáculos.

Roman Reigns, el Universal Champion, se aproxima al ring junto a Jey Uso y Paul Heyman, para lo que será la Firma de Contrato que oficializará el Last Man Standing por el Universal Championship en Royal Rumble. Adam Pearce, WWE Officer y retador, trae consigo la carpeta con el documento. El trío intimida a Pearce en la mesa, donde Roman se sienta “de cabecera” y Pearce firma aparentemente sin ningún problema lo que podría ser su sentencia de muerte, antes de Roman. Pero antes de abandonar el ring, el otrora Scrap Daddy le lanza a Roman un “estuve toda la noche esperando que hicieras eso”, lo que generó incertidumbre en el Universal Champion, y más aún cuando Pearce comenzó a cojear a medida que iba caminando por la rampa.

WWE Photo

Eso era una trampa, o más bien dicho un “resquicio legal”. Pearce, en su condición de WWE Official, y producto de “lesiones pasadas en su rodilla”, se reservó el derecho a declararse no apto para competir y que en ese caso, como son las políticas de WWE, se encargó de poner a alguien en su reemplazo. Suena la música de Kevin Owens, quien firma el contrato y se transforma oficialmente en el retador al Universal Championship en Royal Rumble.

Con Owens y Pearce sonriendo y Roman visiblemente molesto por haber sido engañado, finaliza SmackDown. Nos encontramos el lunes 18 con el informe de RAW.


Síguenos en nuestras plataformas oficiales de FacebookTwitter e Instagram. También escucha nuestros podcast semanales en Spotify.

Agregar un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s