Por David Bustamante

Bad Bunny lleva varios meses siendo parte de la programación de WWE, desde su aparición especial en Royal Rumble hasta la confirmación de su lucha en Wrestlemania. Esto que a muchos les gusta, tiene a otro sector bastante molesto, desde la inclusión de una persona externa al evento más grande de la lucha libre mundial, hasta la absurda queja por el estilo musical del interprete de Booker T.

La inclusión de estrellas no es nueva, de hecho es parte del ADN de Wrestlemania, un evento que todos los fanáticos de la lucha esperamos, pero que también los espectadores casuales, hay mucha gente que no ve lucha libre en todo el año pero no se pierde cada año el magno evento, quejarse por la inclusión de un cantante por no ser luchador es derechamente no entender nada, muy propio de los fans más jóvenes que crecieron viendo piruetas, pero no grandes historias. Lo que dijo no es antojadizo, la lista es gigante, para muestra solo un par: Cyndi Lauper, Donald Trump, Mr. T, Floyd Mayweather, Mickey Rourke, la misma Ronda Rousey, cuya primera aparición fue en un segmento junto a HHH y Stephanie McMahon.

Revisa también: Celebridades en WWE

En cuanto a lo musical, la crítica se vuelve todavía más absurda, muchos metaleros y rockeros que no asumen la edad se han quejado por que antes WWE incluía bandas de rock y hoy un cantante de trap. Amigos, esto es un negocio, si antes había rock es porque era popular, hoy Bad Bunny es uno de los artistas más escuchados en el mundo, incluso la venta de poleras del cantante ha sido un éxito, la suma es más que positiva en los directivos de WWE. En lo musical, entiendo que el trap genere ciertos resquemores, en lo personal lo considero una involución del Rap y el mismo Reggaeton, pero no seamos más papistas que el mismo papa, Lemmy, vocalista de Motorhead, cantando cualquier cosa en WM en un evidente estado de intemperancia, no fue precisamente una demostración musical de avezada calidad. Me encanta Motorhead, no es una crítica, WWE no lo llevó al evento por su calidad musical; pero de la misma forma Bad Bunny fue parte del show por su popularidad, no por otra cosa, la misma razón por la que se incluyó a Cyndi Lauper en la primera edición.

Si no le gusta Bad Bunny, está en su derecho, si no lo entretiene su participación en WWE, también, todo eso es legitimo; pero paremos un poco el llanto, el conejo malo esta viviendo un sueño y Vince saca cuentas alegres varios ceros, así funciona esto y siempre fue así. El hecho es que el cantante se subirá al ring y será nuestra labor hablar de su lucha, a mi me basta con que sea entretenida, porque finalmente para eso vemos lucha, el resto es música, y de mucho menor nivel que Bad Bunny.

Síguenos en nuestras plataformas oficiales de FacebookTwitterInstagram y YouTube. También escucha nuestros podcast semanales en Spotify.

Una respuesta a “Lo Mejor Para los Negocios

  1. Que mala columna, es como quedar bien con Vince por una de las peores estupideces, Vince no lee tu comentario que me hizo perder el tiempo leyendo algo tan vacío como el columnista.

    Me gusta

Agregar un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s